El Área de Carreteras de la Diputación activa el dispositivo de invierno ante la bajada de las temperaturas

El Área de Carreteras de la Diputación de Alicante ha puesto en marcha el dispositivo especial de invierno con el objetivo de reforzar, de cara a los próximos tres meses, la seguridad vial, la atención de incidencias y el mantenimiento de la red viaria provincial. Cinco capataces,treinta auxiliares, diez camiones y furgonetastres extendedoras de sal y tres cuchillas quitanieves integran este servicio que cobra especial relevancia estos días ante el anuncio de la llegada de lluvias y la bajada de las temperaturas.

Además de los medios propios, la institución provincial cuenta para este dispositivo con lacolaboración de tres empresas externas con disponibilidad permanente para intervenir de forma inmediata ante las posibles emergencias que puedan surgir.

El diputado responsable del área, Arturo Poquet, ha explicado que la finalidad de este plan invernal es “dar una respuesta rápida y eficaz ante las inclemencias meteorológicas propias de esta época”. “El servicio -ha añadido- cuenta con maquinaria y equipos específicos para dar cobertura en todo el territorio y, aunque afortunadamente todavía no hemos tenido que recurrir a él, está perfectamente preparado”.

El operativo especial de la Diputación de Alicante incluye, asimismo, 60.000 kilos de sal que se encuentran almacenados en las distintas naves que la institución tiene distribuidas por todo el territorio, al tiempo que se cuenta con la colaboración del Consorcio Provincial de Bomberos, cuyos efectivos también están prevenidos y preparados para atender cualquier incidencia.