La Generalitat adjudica por 1,3 millones de euros la subasta de once inmuebles procedentes de herencias ab intestato, un 21% por encima del precio de licitación

La Conselleria de Hacienda, Economía y Administración Pública, a través de la Dirección General de Patrimonio, ha adjudicado en una subasta un total de once inmuebles por valor de 1.323.679,07 euros procedentes de herencias ab intestato en las que la Generalitat había sido declarada heredera.

Se trata de la primera subasta de estas características que realiza la Conselleria de Hacienda desde 2019 y en los próximos meses se continuará con este procedimiento con el objetivo de optimizar el patrimonio y los recursos de la Generalitat.

Así, ha salido a subasta doce inmuebles y solamente ha quedado uno sin adjudicar.  Cabe destacar que el precio de salida acumulado del total de estos inmuebles (divididos en doce lotes independientes con un precio tipo de licitación y correspondiente fianza)  ascendía a 1.260.830,60 euros en primera subasta y de 774.307,59 euros en cuarta subasta, por lo que la cantidad obtenida en la adjudicación de los lotes ha sido un 71% superior al valor de licitación como último precio y el 5% del valor que se licitaba como primer precio (un 21% por encima del precio de licitación).

El director general de Patrimonio, Toni Woodward, ha explicado que con esta primera subasta de bienes “estamos materializando un mandato claro del President Carlos Mazón con el fin de optimizar al máximo los recursos de la Generalitat en beneficio de los valencianos”.

“Se trata de unos bienes a los que no se les estaba dando el uso adecuado hasta el momento, con un perjuicio económico a las cuentas de la Generalitat y, por tanto, a la ciudadanía valenciana ante la dejadez del anterior Consell”, ha indicado Toni Woodward, quien ha añadido que con los ingresos de esta subasta “podemos comprobar la veracidad de los Presupuestos que presentó la consellera  de Hacienda, Ruth Merino, para 2024”.

Más de 882.000 euros a fines sociales

Los ingresos obtenidos se destinarán a fines de interés social y a mecenazgo cultural, tal y como recoge el Decreto 20/2019 del Consell que regula el procedimiento para la tramitación de expedientes de herencias intestadas a favor de la Generalitat.

Así, dos tercios de los ingresos obtenidos en la subasta, es decir, 882.452,71 euros, se destinarán a fines de interés social y el tercio restante, lo que supone un total de 441.226,36 euros, a actuaciones del Plan de Mecenazgo Cultural de la Generalitat.

En el proceso han participado un total de 47 licitadores, de los cuales 19 han presentado sus ofertas para la vivienda situada en la calle Puerto Rico de València, mientras que 23 se han interesado por las tres plazas de garaje de la calle Xàtiva. Asimismo, 8 licitadores se han interesado por la vivienda urbana residencial en Rocafort y 5 por el local de la Avenida Primado Reig de València.

Del total de los 12 lotes subastados, ha quedado sin adjudicar la vivienda situada en la calle Salvador Santamaría de Alzira, al no presentarse ninguna propuesta.

No obstante, según la legislación vigente, los lotes no adjudicados hasta en cuatro subastas sucesivas pueden ser adjudicados directamente a los licitadores que se presenten en un plazo de un año desde la celebración de la última subasta. Además, en el supuesto de que no se pueda proceder a la enajenación de estos inmuebles, se incorporarán al patrimonio de la Generalitat como bienes patrimoniales.

Inmuebles subastados

En esta primera subasta, que efectúa la Dirección General de Patrimonio desde 2019, se han subastado pisos ubicados en la ciudad de València: el de mayor valor en primera subasta en la calle Salamanca; en la calle San Vicente Mártir, otro en Obispo Don Jerónimo y un cuarto en la calle Puerto Rico.

También se han subastado un local en Avenida Primado Reig de València, una vivienda urbana residencial en Rocafort, tres plazas de garaje en las calles Xàtiva y una en San Vicente Mártir de València, así como una parcela rústica en la partida Magdalena de Castelló de la Plana.