Una exhaustiva investigación revela que la denominación de origen Vinos de Alicante es la más antigua

La fundación en 1510 de la Junta d’Inhibició del Ví Foraster d’Alacant, marca el origen de la protección del vino local y precursor de las denominaciones de origen modernas

La denominación de origen más antigua del mundo tiene sus raíces en la centenaria historia vinícola de Alicante. Un hito revelador ha emergido a la luz, marcando un legado significativo para la región y su identidad cultural.

La Junta d’Inhibició del Ví Foraster d’Alacant, creada en 1510 por decreto de Fernando el Católico, representa un pilar fundamental en la protección y promoción del vino local. Este organismo pionero, identificado como el precursor de las denominaciones de origen modernas, regía la producción, comercio y calidad del vino alicantino.

Gracias a la exhaustiva investigación del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida (CRDOP) de Alicante, se ha desenterrado información inédita que destaca la estructura y normativas detalladas de esta histórica Junta. Los manifiestos del vino, minuciosamente archivados, revelan el control absoluto sobre la producción anual, los precios, inspecciones rutinarias y regulaciones comerciales.

José Luis Menéndez, historiador del MARQ, destaca que este control temprano es un precedente crucial en la historia de las denominaciones de origen. La Junta continuó su función hasta 1835, cuando fue derogada durante el reinado de Isabel II. Tras su desaparición, los productores se auto regularon, coincidiendo con una alta demanda de vino alicantino en Europa.

 Ese control físico, organizativo y normativo es lo que nos da a entender que ya existía una estructura creada específicamente para el vino de Alicante”

El auge económico, con barriles de vino esperando su envío a destinos europeos y la expansión ferroviaria, marcó una época dorada. Sin embargo, la llegada de la filoxera trajo consigo la decadencia de esta gloriosa historia vinícola.

El descubrimiento no solo resalta la antigüedad de la viticultura en Alicante, sino también su relevancia para la identidad de la región. Eladio Martín, secretario general del CRDOP Alicante, enfatiza la importancia de recuperar esta historia como un escudo protector para el futuro de la tradición vinícola local. La preservación y revalorización de esta herencia se vuelven esenciales en un escenario de cambios climáticos y transformaciones generacionales.

Puedes escuchar la entrevista completa en el enlace.