Los destinos de la Comunitat se acercan al 70 % de ocupación en septiembre

La ocupación media durante el mes de septiembre para todos los destinos turísticos de la Comunitat Valenciana se acerca al 70 %, según las cifras aportadas este martes por la patronal hotelera Hosbec en un comunicado.

Los mejores datos los obtiene la ciudad de València, con una ocupación media del 71,5 %, y un 72,7 % si se observa solo la cuarta semana del mes. El cliente nacional ha sido mayoritario acaparando el 63,7 % de las camas ocupadas, frente al 36,3 % de turistas internacionales.

Con todo, Hosbec señala que València «sigue siendo la zona con más incidencia del mercado internacional», donde el más destacado ha sido el neerlandés, seguido de británicos y alemanes.

Tras València, se sitúa Castellón, que ha conseguido una ocupación media mensual del 68,6 %, y del 69,1 % en la semana del 20 al 26 de septiembre.

El turista nacional continúa siendo el más importante para este destino, puesto que representa un 88,8 % del volumen de habitaciones ocupadas, frente al 11 % de turistas internacionales.

En tercer lugar se encuentra Benidorm, con un 68,4 % de ocupación media en septiembre y un 66,2 % en la cuarta semana del mes. También el mercado nacional sigue siendo el de más peso, con un 69,1 % del total de pernoctaciones, seguido por el británico, que continúa creciendo y ya alcanza un 19,1 % de la ocupación. Por detrás, belgas, neerlandeses y portugueses.

En última posición, la Costa Blanca (sin incluir a Benidorm) ha logrado llenar el 67 % de sus plazas disponibles durante septiembre.

En la cuarta semana del mes, la ocupación en este destino ha sido del 61,1 %. El mercado español, con un 63,6 % del total, sigue siendo el predominante, seguido del británico, que supone un 6,3 %.

En lo que respecta a las previsiones para la próxima semana, Hosbec estima ocupaciones del 61,9 % para Valencia, del 61,4 % para Benidorm, del 49,5 % para la Costa Blanca (sin incluir Benidorm) y del 48,2 % para Castellón.

Con estos datos, el sector hotelero espera al próximo 4 de octubre «con cierta expectación«, puesto que el Gobierno británico relajará las restricciones para los viajes internacionales y los británicos vacunados con pauta completa solo tendrán que hacerse una prueba de antígenos al segundo día de su regreso, lo cual, desde Hosbec, esperan que pueda estimular la actividad, sobre todo en el aeropuerto de Alicante.

En cualquier caso, fuentes de Hosbec avisan de que los efectos del Brexit pueden suponer nuevos contratiempos para el turismo.

«El desabastecimiento no solo está pasando factura a las gasolineras, artículos de alimentación y otros bienes de consumo, sino que hay un grave riesgo que Reino Unido se quede en los próximos días sin reactivos para las pruebas de antígenos», advierte la patronal hotelera en la nota de prensa.

Por ello ha contactado con el embajador del Reino Unido en España y con la cónsul general para pedir que se autorice a los turistas la compra de la prueba de antígenos en España, donde no hay problemas de abastecimiento, según Hosbec.