Servicios Sociales reafirma su compromiso con la dependencia y acusa al Botànic de dejar el sistema “al borde del colapso”

Lamenta que mientras el Consell está realizando un importante esfuerzo presupuestario, el Gobierno central sigue sin aportar el 50% que le corresponde.

La directora general de Dependencia y de las Personas Mayores, Beatriz Simón, ha señalado que una de las primeras medidas que puso en marcha la vicepresidencia segunda y consellera de Servicios Sociales, Igualdad y Vivienda fue “reactivar la gestión de la dependencia que el Gobierno del Botànic había dejado al borde del colapso, dejándola caer desde el mes de mayo, en un ejemplo más de la desastrosa gestión y falta de compromiso heredada en materia de Servicios Sociales”.

La directora general ha incidido en la “situación de caos y descontrol” en la que el Botànic dejó no solo el sistema de dependencia, sino también la gestión de los Fondos Europeos, o de las infraestructuras sociosanitarias, en este caso con deudas e impagos a entidades de Servicios Sociales que superaban los 100 millones de euros que han llevado a la vicepresidencia segunda y Conselleria de Servicios Sociales, Igualdad y Vivienda a poner en marcha un plan de choque para garantizar la viabilidad de las entidades y velar por la calidad de los servicios que se prestan a las personas usuarias. Así, ha recordado que, en estos meses, el Consell ya ha aprobado pagos a estas entidades por un importe superior a los 60 millones de euros.

Ampliaciones de crédito para dependencia

Beatriz Simón ha indicado que fue en el mes de julio, todavía con el Consell de Ximo Puig y sus socios del tripartito, cuando comenzó a descender el número de beneficiarios del sistema de atención a personas en situación de dependencia, y por lo tanto el incremento en la lista de espera, “debido a la desidia del Gobierno del Botànic”. 

“Es este Consell y no el del Botànic el que ha aprobado dos ampliaciones de crédito para dependencia. Uno en el mes de septiembre por importe de 39,4 millones de euros, y una segunda ampliación de crédito para poder asumir el aumento de las nóminas de dependencia aprobado por el Gobierno central en el mes de agosto, porque es muy fácil hacer promesas cuando es otro quien asume el coste”, ha apuntado Beatriz Simón.

La directora general de Dependencia y de las Personas Mayores ha destacado que se han actualizado las cuantías económicas de las personas dependientes, con efecto 1 de agosto, que alcanzan a cerca de 94.000 personas. Así, ha explicado, la nómina de dependencia del mes de diciembre, contando con la actualización de las prestaciones, ha ascendido a más de 70 millones de euros.

Infrafinanciación

“Sin embargo, mientras el Consell está realizando un importante esfuerzo presupuestario, el Gobierno central sigue sin aportar el 50% que le corresponde. Concretamente, el año pasado su aportación fue de un 21%, y el anterior no llegó ni al 15%, pero no hemos escuchado a nadie del partido del presidente Sánchez aquí en la Comunitat Valenciana decir nada al respecto”, ha lamentado Beatriz Simón. 

En este sentido, ha recordado que desde el año 2012, la infrafinanciación del Estado en materia de dependencia asciende a 2.739 millones de euros.